PROYECTO EN CURSO DE ELABORACIÓN DE BAREMOS REGIONALES DE LAS PROVINCIAS DE  RÍO NEGRO Y NEUQUÉN PARA UNA BATERÍA DE PRUEBAS INFANTILES DE CONCIENCIA FONOLÓGICA, LECTURA Y ESCRITURA

PROJECT IN PROGRESS OF DEVELOPMENT OF REGIONAL SCALES OF THE PROVINCES OF RÍO NEGRO AND NEUQUÉN FOR A BATTERY OF CHILDREN'S PROOFS OF PHONOLOGICAL CONSCIOUSNESS, READING AND WRITING

MARÍA BELÉN causse (Argentina)

belencausse@gmail.com

Investigación



RECIBIDO: 16/01/2018

APROBADO: 21/01/2018



RESUMEN: Este estudio tiene como objetivo la elaboración de  normas regionales para  una batería de pruebas que evalúan conciencia fonológica, lectura y escritura en niños que asisten a preescolar y  escuelas primarias de las provincias de Río Negro y Neuquén. Se trabajará niños de entre 5 y 13 años (según las pruebas) que asisten a escuelas  públicas y privadas de las mencionadas provincias. La evaluación de las habilidades cognitivas mencionadas a través de pruebas neuropsicológicas y neuropsicopedagógicas válidas, confiables y adecuadas a la población de la región constituye un aporte de central relevancia para el trabajo del neuropsicólogo en los ámbitos clínicos y educacional, de modo de poder contar con herramientas para la prevención, el diagnóstico y el tratamiento.

SUMMARY: This study aims to develop regional standards for a battery of tests that assess phonological awareness, reading and writing in children attending preschool and primary schools in the provinces of Río Negro and Neuquén. It will work children between 5 and 13 years (according to the evidence) attending public and private schools in the aforementioned provinces. The assessment of cognitive abilities mentioned through neuropsychological and neuropsicopedagogical tests valid, reliable and appropriate to the population of the region constitutes a contribution of central relevance for the work of the neuropsychologist in the clinical and educational fields, in order to have tools for prevention, diagnosis and treatment.

INTRODUCCIÓN

La evaluación neuropsicológica y neuropsicopedagógica, tanto en adultos como en niños,  se lleva a cabo con alguno de los siguientes objetivos: determinar la actividad neurocognitiva del sujeto evaluado (mediada o no por alguna condición patológica), analizar signos y síntomas fundamentales que presenta un paciente, proveer información adicional para obtener un diagnóstico diferencial entre dos condiciones aparentemente semejantes, proponer patologías subyacentes a la disfunción cognitiva existente, proponer estrategias de rehabilitación y terapia,  determinar la eficiencia de un tratamiento (Roselli, 2010). A esto puede agregarse, que en el ámbito educacional, la valoración neuropsicológica general o de algunas habilidades específicas es de gran valor a la hora de seleccionar estrategias pedagógicas. 

Por otro lado, Peña Casanova, Gramunt Fombuena y Gich Fullá (2004) formulan como objetivo central de la exploración neuropsicológica, la definición del estado cognitivo de un paciente determinado, destacando y diferenciando las funciones neuropsicológicas preservadas y las alteradas. 

El mencionado proceso de evaluación neuropsicológica se realiza  mediante el uso de diferentes instrumentos de valoración, siendo el más importante de ellos un conjunto de tareas cognitivas, test  o pruebas que constituyen lo que se llama una “batería neuropsicológica”. Mitrushina (en Burín, Drake y Harris, 2008) describe a la batería neuropsicológica ideal como aquella que consta de 

“… Una serie de técnicas validadas, confiables, estandarizadas y normatizadas que ayudan a dilucidar y cuantificar cambios conitivos y conductuales que puedan haber sido resultado de una lesión cerebral u otros trastornos del sistema nervioso central” (pág. 42).

Portellano (2010) afirma que las pruebas o test de evaluación neuropsicológica son el método más específico que se emplea en la evaluación y frecuentemente son más sensibles a los efectos del daño o disfunción cerebral que otras técnicas más sofisticadas, particularmente en trastornos neurofuncionales que no presentan evidencia en pruebas neurofisiológicas o de neuroimagen  anatómica. 

Un test o prueba neuropsicológica es un instrumento de medida que se sustenta en un sistema métrico o de medición (Soprano, 2009). Debe cumplir los requisitos enunciados más arriba, es decir, poseer validez  (lo que implica que  debe tener capacidad para medir efectivamente el constructo neuropsicológico que debe medir, para permitir la toma de  decisiones terapéuticas o funcionales adecuadas, o realizar pronósticos acertados), confiabilidad  (que implica tener consistencia y estabilidad en las puntuaciones en diferentes momentos o situaciones), sensibilidad y especificidad, estandarización (poseer un procedimiento claramente especificado de administración y puntuación, que debe ser seguido rigurosamente por el evaluador) y normatización. 

Este último punto, la normatización, resulta central para esta investigación ya que implica que, a la hora de seleccionar un test para su administración (cualquiera sea el ámbito de aplicación) el mismo debe poseer las normas apropiadas para el sujeto que se pretende evaluar (Burín, et. al., 2008). Esto implica disponer de un grupo normativo constituido por individuos de determinada edad, nivel educativo y procedencia cultural, a todos los cuales se les ha administrado ese mismo test de manera idéntica, con el mismo material y cuyos resultados han sido puntuados siguiendo criterios idénticos (Soprano, 2009).  Una vez establecido el grupo normativo, se podrá comparar con éste los resultados obtenidos  mediante la aplicación de ese mismo test, y en exactamente las mismas condiciones  a un individuo en concreto, y así podremos atribuirle una medido o puntuación transformada.

Al respecto, resulta fundamental tener en cuenta que, de acuerdo a lo planteado por Peña Casanova, et al.  (2005) la exploración neuropsicológica pretende ir más allá de la psicometría y que se concatena con los conocimientos generales de las neurociencias, la neurología de la conducta, la neuropsicología y la neuropsiquiatría, entre otras disciplinas neurocientíficas.

El puntaje de desempeño de un individuo en una prueba neuropsicológica no tiene valor si no se lo compara con un grupo de referencia.  Los datos normativos señalan el rango de desempeño en un test particular de una muestra de sujetos sanos o “normales” de modo que nos proporcionan una guía en relación a cuál sería el desempeño esperable si el sujeto no tuviera el trastorno que padece y cuál sería el desempeño que mostraría una probabilidad de que haya sufrido alguna pérdida o alteración en el desarrollo de una función o dominio (Burín, et. al., 2008). 

“El desempeño de la gente normal está significativamente relacionado con la edad, la educación alcanzada, el nivel sociocultural y en algunos casos, el género. Es fundamental que las normas que el neuropsicólogo utilice se correspondan con las características demográficas del paciente que está evaluando” (Burín, et. al., 2008, p.46. El subrayado es propio).

Esta misma autora destaca que el desarrollo relativamente reciente de la neuropsicología en la región, sumado al esfuerzo que requiere la elaboración de una normativa local, tanto técnico como económico, ha hecho que se disponga de relativamente pocas normas confiables para la población a estudiar. 

Roselli (2010) destaca que las herramientas clínicas que se emplean en neuropsicología infantil deben ser flexibles y acordes a la etapa de desarrollo en la que se encuentra un niño. Lo deseable es que dichos instrumentos se encuentren estandarizados para los diferentes grupos de edad. 

En los últimos años, se han comenzado a elaborar y publicar algunos datos normativos apropiados a la región. Sin embargo, un grupo importante de ellos refieren a población adulta, siendo más escasos, los estudios que reflejan normas propias de la población infantil. 

Es por ello que el programa de investigación en el que se enmarca este proyecto, posee como objetivo  fundamental la elaboración de adaptaciones y normativas locales para un conjunto o batería test  de uso frecuente en población infantil, que por haber sido normatizadas en otras regiones (fundamentalmente España, México y Colombia) ya cumplen con los criterios de validez, confiabilidad y estandarización, pero cuyas normas, no son las adecuadas para nuestra población, dado que las puntuaciones si bien se encuentran estandarizadas por grupos de edad, pertenecen a grupos poblacionales con características socioculturales y socioeconómicas muy diferentes. Si bien su uso frecuente, la necesidad clínica y la falta de disponibilidad de baremos argentinos, ha llevado a muchos de los clínicos a emplear baremos extranjeros de habla hispana,  el establecimiento de valores apropiados al contexto, es lo que correspondería emplear, y de allí la necesidad de su elaboración. A esto se añade la gran diversidad cultural, económica e incluso variantes lingüísticas que caracteriza a las distintas regiones geográficas de nuestro país, lo que hace aún más importante contar con normas regionales como parámetro de interpretación de las pruebas. 

Actualmente existe un porcentaje considerable de niños que asisten a evaluación neuropsicológica debido a bajo rendimiento o fracaso escolar. Por ello, la evaluación de la lectura, la escritura y el cálculo, en el contexto de la evaluación neurocognitiva más amplio se vuelve indispensable. La valoración de estas habilidades tiene dos objetivos fundamentales.

 


En primer lugar, conocer el nivel de desempeño en alguna o en las tres áreas mencionadas en relación a la edad y al grado escolar que se encuentra cursando el niño.  En segundo lugar, caracterizar las dificultades a las que se enfrenta. Dicha caracterización permite elaborar un diagnóstico específico y diferencial, estableciendo subtipos y permitiendo elaborar un programa terapéutico y de rehabilitación/estimulación. 

Contar con normas apropiadas en función de la edad y nivel de escolarización en los dominios de lectura y escritura (además de cálculo, que no se contempla en el presente estudio) resulta fundamental tanto como parte de la evaluación neuropsicológica en niños con dificultades escolares, como así también, para la toma de decisiones tanto terapéuticas como pedagógicas. El rol central que ejerce el desarrollo de la conciencia fonológica en la adquisición de la lectura y la escritura, y la importancia crucial de su valoración en los trastornos de aprendizaje específicos que afectan dichos procesos, la cual ha sido ampliamente estudiada, hace conveniente su inclusión en la batería que se propone normatizar este estudio.

METODOLOGÍA

El muestreo será incidental y la participación voluntaria, requiriéndose en todos los casos la firma del consentimiento informado por parte de los padres para acceder a la participación. Se espera obtener una muestra de al menos 300 niños de 5 a 12/13 años (con variación de esta edad según las diferentes pruebas) que voluntariamente, y con el consentimiento informado de sus padres acepten participar de la investigación, y que cumplan con los criterios de inclusión a la misma.  Para el caso de los niños de nivel pre- escolar y primer grado solo se administrarán las pruebas correspondientes a conciencia fonológica y los casos que estén alfabetizados, se seleccionarán las pruebas a administrar en función de su nivel de competencia al momento de la evaluación. Dichos criterios son los siguientes:  

A. Tener entre 5 y 12/13  años de edad cronológica al momento de la evaluación

B. Asistir a nivel pre-escolar o primario de gestión pública o privada. 

C. No poseer diagnóstico neurológico, neuropsicológico, psiquiátrico, de trastornos de aprendizaje, o haber sido derivados para seguimiento por parte de los equipos técnicos de la provincia o a profesionales independientes debido a presuntas alteraciones cognitivas o de aprendizaje.

D. No haber permanecido en ninguno de los años de escolaridad cursados hasta el momento.

E. Tener la firma de parte de los padres o tutores (o al menos uno de ellos) del protocolo de consentimiento informado y completamiento de planilla sociodemográfica y de  antecedentes.

F. Residir en alguna de las localidades de las provincias de Río Negro y Neuquén.

Si bien en inicialmente se evalúan todos los niños que acepten de conformidad su participación, a los fines de la elaboración de las normas se considerarán todos aquellos casos que cumplan estrictamente los criterios de inclusión a la muestra. En los casos que no formen parte de la muestra por no cumplir los criterios de inclusión a la misma, se considerarán muestras clínicas y se elaborará un análisis diferenciado del rendimiento, si la N encontrada lo justifica. Todos los participantes, se incluyan o no en la muestra, reciben un informe de devolución de resultados.

MATERIALES

Para la evaluación de la conciencia fonológica, la lectura y la escritura, se emplearán las siguientes pruebas, en el orden en que se menciona a continuación:

1. Escalas y cuestionarios

A. Planilla de datos sociodemográficos y antecedentes (Causse, 2015)

B. CUPA (Mias, 2004)

2. Pruebas

A. Evaluación de la Conciencia Fonológica. ECOFON (Matute, Montiel, Hernández Ramírez & Gutiérrez Bugarín, 2006).

B. PROLEER (Matute &  Gonzalez Reyes, 2014)

C. PROLEC R (Cuetos, Rodríguez, Ruano & Arribas, 2014)

D. DTS J (Fawcet & Nicolson, 2016)

E. PROESC (Cuetos, Ramos & Ruano, 2008)

 

PROCEDIMIENTO: 

Tras comunicar en forma masiva y mediante contacto personal e institucional, se establecen dos formas de inclusión de los niños en la muestra: 

a) Mediante ingreso de los evaluadores en las instituciones educativas que lo solicitan o aceptan formar parte de esta investigación. En este caso, se envía una nota explicativa en forma masiva a todos los alumnos de los niveles pre-escolar y primario de la institución,y se procede a la evaluación de aquellos cuyos padres firmen el consentimiento informado, dentro de la misma institución escolar.

b) En las instalaciones de la Sede Comahue de la Universidad de Flores, para aquellos niños cuyos padres, de manera individual, soliciten la evalución. 

En ambos casos, se requiere para proceder a la administración de las pruebas, la firma del consentimiento informado por alguno de los padres o tutores y el completamiento de los cuestionarios proporcionados.

Dicha administración se encuentra a cargo de graduados y alumnos avanzados (cursando el último año de la carrera o en etapa de elaboración de la tesina final) de las carreras de psicología y psicopedagogía que se dictan en la universidad. Se realiza en forma individual y en una única sesión de duración variable de acuerdo al niño (con una duración estimada de entre una hora y media y dos horas) y aplicando las pruebas con exactamente el mismo protocolo y en el mismo orden en todos los casos. 


Se emplean como medidas de las habilidades a evaluar, las pruebas que se detallan a continuación, las cuales se administran en todos los casos en el orden que se detalla: 

 

1. Evaluación de la Conciencia Fonológica. ECOFON (Matute, Montiel, Hernández Ramírez & Gutiérrez Bugarín, 2006).

2. Evaluación Neuropsicológica Infantil. ENI: Subtest correspondientes a los dominios: Habilidades metalingüísticas, Lectura, Escritura (Matute, Roselli, Ardila & Ostrosky Solís, 2007)

3. PROLEER (Matute &  Gonzalez Reyes, 2014)

4. PROLEC R (Cuetos, Rodríguez, Ruano & Arribas, 2014)

5. DTS J (Fawcet & Nicolson, 2016)

6. PROESC (Cuetos, Ramos & Ruano, 2008)

 

Posteriormente se realiza la puntuación e interpretación cualitativa de las mismas y se entrega a las familias un informe con los resultados obtenidos, realizando las derivaciones pertinentes en los casos en los que se considere necesario. 

Se trata de un estudio que permitirá ampliar el conocimiento existente sobre los test seleccionados para valorar conciencia fonológica, lectura y escritura en niños y proveerá datos relevantes sobre el rendimiento en pruebas de las mencionadas habilidades en niños de las provincias de Río Negro y Neuquén, permitiendo la elaboración de normas regionales para una batería de pruebas válidas y confiables que valoran dichas funcionalidades.  No existen normas regionales para la batería de pruebas seleccionadas ni tampoco en el país. Se aportarán datos de gran valor para los ámbitos clínicos y educacional al proporcionar herramientas que darán más precisión al diagnóstico, principalmente de trastornos de aprendizaje

Asimismo, la investigación proporcionará datos que permitirán establecer relación entre el rendimiento en pruebas de conciencia fonológica, lectura y escritura y otras variables de salud y sociodemográficas. 

Del mismo modo, permite ofrecer a los participantes un servicio de evaluación especializada, de acceso gratuito a partir de un equipo de trabajo inexistente en la región. Esta evaluación permite la identificación de posibles casos de trastornos de aprendizaje que no han recibido evaluación previa, orientándose en acciones preventivas y terapéuticas oportunas. Permitirá también disponer de normas regionales para la interpretación de una batería extensa de pruebas neuropsicológicas, contribuyendo así a una mayor precisión en los procesos de evaluación neuropsicológica y neuropsicopedagógica. 

 

ESTADO ACTUAL DEL PROYECTO

Se ha procedido a la confección de los materiales y capacitación de los evaluadores. 

Actualmente la investigación se encuentra en etapa de realización del trabajo de campo.

Se espera poder contar con una amplia muestra que otorgue mayor confiabilidad a las normas que se elaboren a partir de la misma. 

Recientemente se ha incorporado el asesoramiento externo de la Dra. Esmeralda Matute para la adaptación y normatización de las pruebas que corresponden a su autoría.

BIBLIOGRAFÍA

Burín, D., Drake, M. & Harris, H. (2008). Evaluación neuropsicológica en adultos. Bs. As.: Paidós.

Cuetos, F., Ramos, J. & Ruano, E. (2004). PROESC. Batería de Evaluación de los Procesos de Escritura. Madrid: TEA Ediciones. 

Cuetos, F., Rodríguez, B., Ruano, E. & Arribas, D. (2014). PROLEC-R. Batería de Evaluación de los Procesos Lectores, Revisada (5° edición). Madrid: TEA Ediciones. 

Fawcett, A. & Nicolson, R. (2016). DST-J. Test para la detección de la dislexia en niños. Madrid: TEA Ediciones. 

Matute, E., Montiel, T., Hernández Ramírez, C. & Gutiérrez Bugarín, M. (2006). Evaluación de la Conciencia Fonológica. ECOFON. México: Universidad de Guadalajara. 

Matute, E. & González Reyes, A. (2014). PROLEER. Escrutinio de predictores de lectura. México: Manual Moderno.

Peña Casanova, J., Gramunt Fombuena, N. & Gich Fullia, J. (2004). Test Neuropsicológicos. Madrid: Elsevier Masson.

Roselli, M. (2010). Neuropsicología del desarrollo infantil. México: Manual Moderno

Soprano, A. (2009). Cómo evaluar la atención y las funciones ejecutivas en niños y adolescentes. Bs. As: Paidós.